Transparencia y acceso a información pública

Estudios demuestran que el liquidámbar
es resistente a enfermedades

Estudios demuestran que el liquidámbar es resistente a enfermedades

 

Como si se tratara de un individuo inmune, al que ni los hongos ni ningún ente bacteriano afecta su estado de salud, el liquidámbar se destaca por su alta capacidad de resistir a enfermedades que afectan a otras especies de árboles de la capital. A la fecha, ya son 12.902 individuos de esta especie los que depuran el aire y embellecen las calles de la ciudad.

Cuando el sol llega a su punto más alto, un suave olor a lavanda se percibe en la distancia. Es el aroma característico de aquel al que llaman liquidámbar (Liquidambar styraciflua), un árbol de gran porte, originario de Estados Unidos, que se caracteriza por tener hojas palmeadas que brindan un agradable aroma en las mañanas. Precisamente, sus aceites esenciales son utilizados para la fabricación de perfumes, inciensos y productos para el aseo.

Recientes estudios del Jardín Botánico lograron demostrar que el liquidámbar, además de ser utilizado como ornamental, es una especie que presenta una alta resistencia a enfermedades por hongos en la capital, ya que tan solo se han identificado tres géneros de hongos microscópicos en sus hojas y ningún ente bacteriano.

CladosporiumEpicoccum y Penicillium son los únicos géneros de hongos identificados en el liquidámbar como oportunistas, es decir, que ingresan a la planta por heridas causadas por daño mecánico, por insectos chupadores de savia o a través de los estomas de las hojas. No obstante, como resultados de las investigaciones se han encontrado que estos hongos no afectan ni generan algún tipo de daño a la condición de salud de los árboles de liquidámbar en Bogotá, a pesar de que son considerados fitopatógenos, es decir, que pueden afectar la condición fitosanitaria de cualquier especie vegetal.

Por otro lado, gracias a diversos estudios se logró determinar que el liquidámbar es visitado por tres especies de aves: la mirla patinaranja (Turdus fuscater), a quien se le ha observado perchando sobre estos árboles; la torcaza (Zenaida auriculata), quien ha sido vista transportando material para la elaboración de sus nidos en las altas copas de estos árboles, donde también se han observado individuos juveniles de esta especie anidando; por último, el liquidámbar también es usado por el colibrí chillón (Colibri coruscans) como sitio de nidificación.

Asimismo, estos árboles son utilizados como refugio y alimento de insectos como escarabajos, chinches, crisopas, arañas y avispas. Justamente, se ha encontrado que las familias de avispas más representativas que visitan esta especie vegetal son EulophidaeEncyrtidae y Trichogrammatidae, las cuales tienen la capacidad de poner sus huevos sobre los insectos herbívoros asociados al liquidámbar y a otras especies de nuestra flora urbana, contribuyendo al control de sus poblaciones para mantener el óptimo estado de salud del arbolado de la capital.

Finalmente, entre otros de los hallazgos que arrojaron diversos estudios del Jardín Botánico se pudo evidenciar que el liquidámbar es una de las especies que más rápido crecen en Bogotá, ya que presenta bajos valores de densidad de madera y altos valores del área foliar que se relacionan con su capacidad fotosintética.

Por lo anterior, el liquidámbar hace parte de las especies aptas con las que la Alcaldía de Bogotá está arborizando los parques y vías de la capital, para contribuir a la sostenibilidad ambiental de la ciudad y mejorar la calidad de vida de los habitantes.

Footer Bogota Mejor Para Todos

Sdqs Sistema Guía Ciudadana para la gestión de las PQRS


Tablero Control

 

Contáctenos

Suscríbase

Déjenos sus datos para estar en contacto con usted.

Política de tratamientos de datos personales

  • Tarifas: 
    Adultos: $ 3.500
    Niños de 4 a 12 años: $ 1.800
    * Niños de 3 o menos años y adultos mayores de 60 años no pagan.

RSS Noticias